CIRUGÍA

ESTÉTICA

Mamas tuberosas

Técnica quirúrgica que permite la corrección de la malformación congénita del pecho, devolviéndole una forma natural y armoniosa.

Resultados y duración

Duración: entre 1 y 2 horas.

Resultados: visibles después de 1 mes.

Posoperatorio: analgésicos para las molestias.

Alta médica: pasadas 24 horas.

Hospitalización: ingreso de 1 día.

Anestesia: general.

¿Qué es?

Las mamas tuberosas o pechos tubulares, es un tipo de malformación congénita, que puede afectar a uno o a los dos senos. Debido a este tipo de alteración, el polo inferior y los laterales no se desarrollan por completo.

La cirugía estética es la manera más eficaz de corregir este tipo de deformidad en su totalidad. Esta técnica quirúrgica consiste en remodelar el tejido mamario para distribuirlo lo más uniformemente posible, y así lograr que los senos mejoren sustancialmente su aspecto. En algunos casos, este tipo de intervención se complementa con la colocación de implantes mamarios, con el objetivo de aumentar, además, el volumen de los senos.

¿Cómo se realiza?

Este procedimiento quirúrgico requiere de una formación, cualificación y especialización muy concreta por parte del cirujano, para lograr de manera satisfactoria la corrección de la malformación del pecho.  El experto tiene que abordar la zona inferior de la mama, el surco submamario, e incluso la areola en los casos más severos.

En cuanto a la vía de abordaje, en los casos leves, es decir; en aquellos que no presentan una hernia en la areola ni ptosis (caída del pecho), lo ideal es la vía submamaria, mientras que los graves requieren de un abordaje areolar para llevar a cabo un completo remodelado de la mama. Para este tipo de intervención quirúrgica se emplean implantes, que pueden ser anatómicos o redondos, dependiendo del grado de tuberosidad y las características específicas de cada clienta. En cualquier caso, siempre debe ser el cirujano quien decida cuál es el más indicado.

Ventajas

  • Mejora la posición y la forma de las mamas, tanto de la glándula como de las areolas.
  • Se logra una mayor simetría.
  • Mejora visiblemente el aspecto del escote.
  • El pecho adquiere una forma y un tamaño más natural, por lo que mejora la autoestima de la mujer y su calidad de vida.

Zonas de aplicación

Pecho.

Recomendaciones y cuidados

  • Tras la intervención se coloca un vendaje compresivo que se retira al día siguiente, y que se sustituye por un sujetador anatómico que se debe utilizar, como mínimo, durante los primeros 15 días.
  • Se recomienda esperar entre 4 y 6 semanas para comenzar a levantar peso o practicar ejercicio físico de pecho.
  • Es recomendable esperar al menos 10 días para volver a conducir.

FAQs

En el caso de que se hayan colocado prótesis mamarias, ¿es necesario cambiarlas pasados unos años?

Siempre y cuando no se produzca una rotura del implante, cosa por otra parte bastante improbable, no es necesario cambiarlas.

¿Tras someterse a esta intervención es posible realizarse mamografías?

Sí, sí ningún problema.

Scroll Up